Inicio > Desarrollo organizacional, Liderazgo > EMOCIÓN Y MOTIVACIÓN, EL SISTEMA OPERATIVO HUMANO

EMOCIÓN Y MOTIVACIÓN, EL SISTEMA OPERATIVO HUMANO

human_os_600x340Hoy me gustaría “compilar” mi experiencia de más de 25 años en el sector TIC con mi formación como psicólogo-consultor de organizaciones saludables, y dar algunas pistas sobre cómo generar y mantener climas de trabajo donde las personas que colaboran con nosotros puedan mantener e incrementar su motivación, satisfacción y compromiso con la tarea, el equipo y la empresa.

Para ello, voy a hacer un símil con el funcionamiento general de un ordenador para que los equipos directivos muy técnicos y sin formación en gestión de personas, puedan comprender algunos “por qué” de la conducta humana en el trabajo.

De esta manera podrán, si quieren, hacer los cambios adecuados y adquirir competencias psico-sociales para adecuar sus estilos y prácticas de liderazgo y obtener mejores resultados o outputs.

Ello permitirá en mayor medida el despliegue del talento, tanto de sus equipos en contacto con clientes (Front-End Work Team) como de sus equipos de desarrollo (Back-End Work Team) :).

Digamos, salvando las distancias, que el cerebro humano es el hardware del ordenador. Nuestros cromosomas vendrían a ser la Flash BIOS del ordenador, ya que contiene instrucciones de bajo nivel (genes) que interactúan con el hardware de manera dinámica.

La emoción y la motivación (fuertemente relacionadas) correspondería al sistema operativo (en adelante, SO) del ordenador.

“Lo que nos motiva es aquello que nos emociona”

Los conocimientos técnicos junto a la racionalidad y la lógica, tendría su equivalente en las distintas aplicaciones de productividad que podemos instalar en un ordenador (ERP, HelpDesk, SGC, BPM, CMI, CMS…).

Justo en este punto, creo que ya podemos intuir que el rendimiento máximo de nuestro “ordenador humano” va a depender de la potencia de las aplicaciones instaladas (conocimientos técnicos), pero sobre todo de la estabilidad y robustez del SO (equilibrio emocional y motivacional).

Da igual el número y complejidad de aplicaciones de gestión que tengamos instaladas. Si el SO se desestabiliza, no funcionará a pleno rendimiento ninguna “aplicación racional”, por mucho enfado, amenazas o castigos que profiramos al “ordenador”.

Error aplicación

Es más, si obviamos la inestabilidad del SO, forzando su funcionamiento, sólo conseguiremos empeorar la situación, aunque parezca inicialmente que conseguimos “arañar” algún minuto de productividad.

Cuando el “SO Emocional” está sobrecargado durante mucho tiempo (p.ej., forzamos la velocidad de la CPU o exceso de horas trabajando) tendremos un extra de productividad, pero a riesgo de sobre-calentamiento y desajuste-avería grave a medio y largo plazo (pérdida de vigor y compromiso).

Si esto sucede, el “SO Emocional” empezará a enviar “mensajes emergentes” de alerta o warning en la pantalla (conciencia) del usuario, provocando un descenso en las aplicaciones de productividad para atender los mensajes emergentes.

error-grave

Es decir, el SO Emocional toma el control y resta capacidad de procesamiento al resto de aplicaciones instaladas (disminución de recursos mentales), bajando el desempeño y los resultados, y aumentando la probabilidad de errores del sistema.

Es más, si no se atienden dichos mensajes y se solucionan, puede llegar a producirse un bloqueo o parada del “ordenador humano” (absentismo, bajas o conductas contra-productivas).

Y no vale decir “sí, pero los humanos tenemos “la voluntad” y si queremos, podemos seguir trabajando a pesar de nuestras emociones”.

¿Por qué? Pues porque forzar la voluntad (de manera crónica) con un mal funcionamiento de base, correspondería a hacer un parche o “ñapa” en el sistema operativo para “salir del paso”, pero el problema seguiría estando ahí.

Además, con estos “parches de andar por casa”, se corre el riesgo de que el SO genere “subrutinas” inútiles (rumiación de pensamientos) que hacen perder tiempo y bajar el rendimiento seriamente. Lo cual se traduce en muchos euros perdidos.

En mi opinión, lo más eficaz es aplicar un buen SPP (Service Pack Psicosocial) que vuelva a estabilizar el SO Emocional.

service-pack-3-para-windows-xp-8

Antes de nada, asegurarnos de tener una “arquitectura base” mínima, adecuada y normativa para que “corra” el SO Emocional:

  • Licencias de adquisición (contrato laboral “decente”).
  • Condiciones físicas y ambientales (Ergonomía, ordenadores en Rack).
  • RAM y procesador mínimo para “no oprimir” al SO Emocional (salario base digno).
  • Mejor con algún service upgrade (incentivos por objetivos, o complementos salariales no contributivos).

En cuanto al SPP (Service Pack Psicooscial), propongo:

Estrategia emocional transversal, que se traduce en:

  • Apoyo
  • Reconocimiento
  • Comunicación abierta y asertiva (feedback)
  • Empowerment
  • Equidad y Justicia “digna”
  • Coherencia sostenida

Algunas prácticas saludables organizacionales:

Claro que siempre habrá algún directivo que no crea en estas prácticas, a pesar de la evidencia científica y empírica (es normal, somos emocionales).

¿Y tú, ya tienes tu Service Pack Psicosocial?

Fuente imágenes: bbh-labs.com; es.kioskea.net; forosperu.net; widows-xp-sp3.softonic.com
Anuncios
  1. Cristián Amador
    4 junio 2014 en 19:12

    Interesante enfoque Juan pedro.
    Gracias.

    • 5 junio 2014 en 11:22

      Muchas gracias a ti, Cristian, por dejar tu feedback. Un saludo.

  2. 5 junio 2014 en 18:32

    buena analogía. y el antivirus cómo juega en la cpu?

    • 5 junio 2014 en 19:02

      Muy buen comentario, Agustín.

      El antivirus es la autoconciencia que observa la información tóxica que se produce en nuestro interior o que trata de entrar del exterior a través de otras personas o medios informativos. En cuanto la detecta cambia la conversación con uno mismo o con la otra persona, o cambia de canal si proviene de un medio informativo en TV, por ejemplo.

      Saludos.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: